Opinión: ¿Por qué Cristina está en Cuba? – por María Celsa Rodríguez

Opinión
A todos nos molestó que Cristina Fernández de Kirchner fuera a Cuba a acompañar a su hija Florencia que se encontraba desde hace más de dos semanas atendiéndose en una clínica de La Habana, por una enfermedad que la aqueja.
Antes de partir dejó un vídeo donde apeló a las emociones con imágenes que exponían etapas de la vida de su hija, mientras  pedía que se metan con ella y no con la joven. El punto de crítica toma su temperatura en que ella no puede culpar a la justicia ni al gobierno por meterse con su hija, cuando fue ella la que involucró a Florencia en una asociación ilícita donde ELLA era “la jefa de la banda”.
Nunca se explicó de dónde salió el dinero encontrado en la caja de seguridad de un Banco a nombre de su hija, que guardaba 5  millones de dólares termo-sellados. Nunca explicó porque el nombre de su hija figuraba en el directorio de los Hoteles del sur, haciéndola cómplice y partícipe de sus negocios sucios. Es decir que el estrés por la “persecución de la justicia”, que alega la senadora que sufre Florencia, lo creó su propia madre.

Exponer la vida privada como un mecanismo de manipulación para conquistar la emoción de la gente, fue un instrumento condicionante de su gobierno. La muerte de su marido le hizo ganar el segundo mandato. Luego la imagen de viuda doliente que   mantuvo durante su gobierno, sumada a su  enfermedad, o la exposición en cadena nacional sentada en una silla de ruedas, sus expresiones en el Congreso acentuando que es una víctima de la persecución política y de la justicia, y ahora la enfermedad de su hija, son cuantitativos y cualitativos elementos que intentan apelar a los estímulos sociales para dar efervescencia sobre la concepción de los hechos que exponen en un relato diseñado para inducir a todos que ella y su familia son las víctimas.

La mentira siempre ha sido el arma vital del kirchnerismo, ya que gobernaron con un relato falso mientras robaban el país.

Su llegada a Cuba llamó la atención por ser una visita privada, NO protocolar y previamente anunciada, sin embargo ¿por qué  Bruno Rodriguez el Canciller cubano, la recibió en el aeropuerto internacional José Martí, como si fuera una visita oficial?
Es de destacarse que Cuba ha dispuesto un sistema de seguridad de alto grado con el fin que no se pueda conocer cuales son las actividades en la isla de la senadora argentina procesada e imputada, y no se filtren ninguna información de sus reuniones privadas.
En vida, Fidel dispuso que Cristina Kirchner debe ser cuidada y protegida por el gobierno. Y según información de la misma Habana, Cristina se encuentra alojada en una de las residencias oficiales del gobierno de Cuba y altamente custodiada. Atendida por Javier Figueroa, el ultra K embajador argentino en Cuba, nombrado por ella en el  2015 y mantenido por el gobierno de Macri, permanece a sus órdenes y cuida de ambas mujeres.
De acuerdo a información obtenida, este viaje esconde algo más que un problema de salud de la hija, que  fácilmente podía ser atendida en Argentina. Pero la excusa fue perfecta para maquinar ir a la isla y de ese modo poder recibir órdenes de Castro y de su equipo a fin de decidir sobre su candidatura, y en caso de ganar las elecciones  diseñar qué medidas aplicar en el gobierno, tomando el camino que siguió Maduro, y así gobernar con la ayuda, dirección y protección del G2 cubano.

Mientras muchos presuponen que Cristina no se presentará en las PASO, ella ha dejado instrucciones a Parrilli  para que se encargue de conformar alianzas con Unidad Ciudadana, y así  con todo el peronismo, armar un espacio para intentar ganar en las distintas provincias.
La orden de Fidel Castro que “siempre ayuden, protejan y cuiden a Cristina” se ha hecho efectiva, ya que con protocolo de seguridad de Jefe de Estado tanto ella como Florencia son asistidas por el gobierno castrista y siguen generando críticas y conjeturas de su presencia en los dominios desde donde el Socialismo del Siglo XXI ha destruido Latinoamérica, y se proponen usar a la Argentina como el próximo objetivo, de la mano de ELLA.
* María Celsa Rodríguez es Vicepresidente & Socio Fundador de Fundación Internacional Latinoamérica Libre.
(Total: 157 - Today: 1 )